El Desafío de las Microfinancieras: Tecnologías para mejorar su competividad

El sector de las microfinancieras ha cambiado drásticamente en los últimos años desde la llegada del movimiento "FinTech". La tecnología ha transformado casi todos los aspectos de la industria financiera, en especial las microfinanzas. Ésta se ha integrado fácilmente en el sector microfinanciero para llegar a sus clientes de manera más eficaz y tiene un potencial ilimitado de innovación.

Existen infinidad de maneras a través de la cual la tecnología puede entremezclarse con las microfinanzas con el fin de ofrecer un servicio completamente innovador. A continuación, presentamos tres estrategias de crecimiento para las microfinancieras, y cómo pueden utilizar estas tecnologías innovadoras para lograrlo.

Monitoreo en sitio

Por definición, las microfinancieras tienen acceso limitado a la situación económica de sus clientes, por lo que éstas necesitan evaluar una solicitud de préstamo, verificar las condiciones del negocio, del cliente, del crédito y monitorear el re-pago; haciendo del microcrédito una actividad de mano de obra intensiva. Esto implica visitas periódicas para establecer una estrecha relación con el cliente. Los asesores necesitan mantener actualizada la información de sus clientes a lo largo del ciclo de vida del microcrédito pues de ello depende llevar a feliz término la transacción.

Para gestionar de manera eficaz grandes volúmenes de datos, las microfinancieras deben invertir en tecnología de captura de datos que pueden procesar de forma óptima y a través de distintos canales digitales. Las innovaciones en el área de inteligencia artificial han permitido el desarrollo de los “soft bots”, los cuales permiten automatizar la comunicación con los clientes actuales o potenciales, 1 a 1, de manera bi-direccional, a través de canales de mensajería, tales como SMS o Messenger.

Al habilitar estas tecnologías, las microfinancieras pueden capturar datos importantes a través de estos canales disminuyendo sus costos de operación y aumentando la eficiencia y rentabilidad mientras los procesos de captura y recolección de datos son estandarizados con una cultura “paperless”.

Las visitas por parte de los asesores a los clientes seguirán existiendo, pero pueden ser más eficaces y su valor estratégicamente encausado. Existen tecnologías móviles que capturan y gestionan datos en tiempo real. A medida que las microfinancieras adoptan estas tecnologías deben de buscar plataformas que sean flexibles y auto configurables que permitan implementar los cambios que el negocio vaya demandando sin incurrir en costos adicionales.

Decisiones Descentralizadas

La gestión de las micro financieras implica trabajar con carteras de miles de préstamos sin colateral. La reducción de costos asociados con la distribución del crédito implica un alto grado de descentralización, colocando más decisiones en las manos de los asesores de crédito. Estos controles internos pueden ser facilitados gracias a las tecnologías de movilidad y a la penetración de los celulares que permite a los asesores de crédito y gerentes de las sucursales tomar decisiones rápidas basadas en información confiable y oportuna en el campo.

Relaciones a largo plazo con clientes de alto desempeño

Una de las estrategias para reducir los riesgos asociados con un desembolso es desarrollar relaciones a largo plazo con clientes existentes y una manera de hacerlo es ampliando los préstamos a los buenos clientes. La relación se inicia con la concesión de un pequeño préstamo a un cliente. Una vez que la capacidad de pago del cliente ha sido probada, el préstamo podrá ser ampliado o aumentado. A medida que el cliente desarrolla un historial de crédito, la relación entre la institución y el prestatario se convierte a largo plazo.
Al implementar “soft bots” que permiten chatear con los prestatarios a través de múltiples canales digitales, las micro financieras pueden monitorear a los clientes para reunir más información acerca de sus necesidades financieras particulares, lo cual permite ofrecer productos adicionales para satisfacer esas necesidades, ayudando a las micro financieras alcanzar economías de escala, ya que el valor del negocio por cliente aumenta y elimina a los clientes de bajo rendimiento.

El potencial de la innovación es inmenso para las microfinancieras. Hay innumerables maneras en que las tecnologías móviles y la inteligencia artificial pueden ayudar a este sector con la inclusión financiera y a la vez poder atender a millones de clientes, reduciendo de forma considerable los costos de operación. Las nuevas tecnologías están constantemente desafiando los viejos sistemas de la industria financiera; el poder implementarlas les permitiría a las microfinancieras tradicionales transformase y formar parte de la industria creciente “FinTech”.
¿Quieres mantenerte al día sobre Inteligencia Artificial y movilidad? Suscríbete a nuestro blog y compártelo con tu equipo.